Todos los profesionales de este país tenemos un compromiso emocional, clínico y profesional con el Congreso de la FDI que el próximo mes de agosto de 2017, convertirá a la capital de España en el epicentro de la Odontología mundial.

El Comité ejecutivo ha conseguido finalizar un largo y complejo proceso de organizació buscando un objetivo principal: reflejar durante todos los días de su celebración, el lugar que ocupa nuestro país y nuestra profesión en el mundo.

Madrid es una ciudad de todos y por eso, las actividades sociales y culturales programadas, responderán a la experiencia y prestigio turístico que atesora nuestro país.

El programa científico previsto no solo ha conseguido equilibrar ciencia y técnica, convocando a los conferenciantes internacionales más prestigiosos, sino que serán los conferenciantes nacionales, los encargados de explicarles a todos los asistentes, que tenemos una profesión moderna, avanzada en su desarrollo tecnológico y adaptada a las exigencias de nuestra sociedad.

Pero por encima de cualquier otra consideración, este Congreso de la FDI en Madrid, debe convertirse en el gran escaparate de nuestra capacidad de investigación en Odontología, para así poder romper para siempre, con el mito secular de la guitarra y la pandereta.

Para ello, se hace imprescindible la colaboración de las universidades públicas y privadas, de los institutos, centros y unidades clínicas de investigación que deben ser las encargadas de mostrar la evolución imparable de nuestros científicos, poniendo así en valor, el prestigio acumulado en esta última década, al servicio de la profesión.

En definitiva, se trata de que con la ayuda de todos, nuestros compañeros acudan a Madrid emocionados e ilusionados con este Congreso, y regresen cuatro días después a sus hogares, francamente sorprendidos.